Year 6, Number 23, January 2004

 

Diferencias gammagráficas de los Infartos Miocárdicos Q y no-Q estimada por SPECT.

Article N° AJ23-5

 

 

Discusión


La comparación realizada en general evidenció, que los IM-Q presentan mayores defectos de captación irreversibles (AIF) y más severos  que los IM-noQ, al igual que otros autores (29-35), pero en este trabajo con el aporte que la cuantificación fue realizada en la imagen polar (que ya fue utilizada por otros autores (36, 37) la cual da una imagen global del VI y sobre la base del porciento de captación, es decir un estudio totalmente cuantificado. Además este trabajo se realizó con dos radiofármacos (201Tl y 99mTc-MIBI) y ambos con imágenes de estrés y viabilidad (la cual posibilita no subestimar el AIR y por tanto tampoco sobrevalorar el AIF) aspectos que no contienen los trabajos a que hacemos referencia, y son muy importantes pues está demostrada la importancia de la reinyección en el caso del 201Tl (36) y la NTG en el caso del 99mTc-MIBI para el estudio de la viabilidad (37-42).

Encontramos mayor AIR en los IM-Q, pero en este caso con el aporte de que no valoramos solamente la isquemia perinfarto como Maceira et al (29), sino que valoramos el AIR en todo el VI (perinfarto y/o a distancia) como  Salge D et al (34), pero con la diferencia con respecto a este, que se obtuvo el estrés mediante prueba de esfuerzo en estera rodante (método gold standard) y Salge D et al (34) lo obtuvieron con Dipiridamol, lo que puede explicar los resultados contradictorios entre estos dos trabajos en este aspecto, pues no son perfectamente comparables. La presencia de AIR, es la que define la conducta revascularizadora, ya que independientemente de su localización es miocardio en riesgo que hay que salvar. Se demuestra que cualquiera de los tipos de IM la puede tener, lo cual apoya los resultados (35, 43) que plantean que el pronostico de los mismos no esta influenciado por el tipo de IM. Incluso Maceira et al (29) encontraron en su trabajo una mayor incidencia de enfermedad multivasos en los IM-noQ (lo cual ensombrecería el pronóstico de estos pacientes aun con menor AIF e incluso sin diferencias significativas en cuanto a la F.E.V.I entre ambos tipos de IM según Maceira et al).

La teoría de considerar al IM-Q como completo y al IM-noQ como incompleto (29) no la compartimos, ya que tiende a minimizar la posibilidad de presencia de miocardio en riesgo en el IM-Q, además en estudios necrósicos realizados a pacientes infartados se observó pacientes con IM-Q con necrosis subendocardica y pacientes con IM-noQ con necrosis transmural (44-48).

El hecho de no encontrar diferencias significativas en la comparación de los porcientos de captación £ 30%, se debió a la frecuencia tan baja (201Tl 16/8, 99mTc-MIBI 21/14) que presentaron estos defectos por ser tan severos.

Este trabajo tiene la limitación de que esta reportado por otros autores que el SPECT de perfusión miocárdica sobrestima el AIF (49). Sin embargo no fue objetivo determinar el porciento absoluto de AIF del VI, sino caracterizar los defectos de perfusión producido por ambos tipos de IM. Por eso siempre se hace referencia a porciento de AIF de la imagen polar del VI (nunca del VI), y además en todo caso el margen de error es el mismo para ambos tipos de IM, por lo que consideramos que esta limitación no invalida los resultados.

 


Abstract | Resumen | Introducción y objetivo | Material y Método | Análisis estadístico | Resultados | Discusión | Conclusiones | Referencias | Print

 

 

Sitio desarrollado por SISIB - Universidad de Chile